Las deliciosas aventuras del

Archive for 2011|Yearly archive page

Apuntes sobre el sismo de Lorca

In AB, JK, LM on mayo 25, 2011 at 4:49 pm

El pase de diapositivas requiere JavaScript.

El pasado 11 de mayo de 2011 dos terremotos se sintieron en la ciudad de Lorca, provocando una aceleracion sísmica de 0.36g, (que al parecer quedará en 0.402g tras correcciones) según el Instituto Geográfico Nacional.
La aceleración sísmica máxima o PGA (peak ground acceleration) es la aceleración máxima que produce el terremoto en el suelo en un cierto lugar. Esta medida se toma en estaciones del IGN (que no son muchas), de forma que sabemos con “exactitud” la PGA en la estación pero no en Lorca ciudad o en barrios concretos (puede variar considerablemente). La PGA no es la única ni la mejor medida de intensidad, pero se acepta abiertamente como referencia.

1. ¿Lo que ha pasado es normal?
Quizás la pregunta más inmediata, muchas personas se preguntan si se podría haber evitado. Sin entrar en casos particulares, los efectos de las series sísmicas de Lorca entran dentro de lo esperable en un país de nuestro entorno (recordemos L’Aquilla o Albolote en 1956). Esto no quita que podamos y debamos estar mejor preparados en el futuro y que se hubiera podido mitigar algo y especialmente en puntos clave como colegios, hospitales, etc. A bote pronto, muy pocos pueden decir que tengan ciudades preparadas para 0.40g.

Existen medidas que podríamos incorporar en el diseño de edificios públicos para mejorar su comportamiento ante catástrofes de este tipo. En nuestro entorno, Italia tienen todos sus colegios aislados sísmicamente. Por nuestra parte, a la fecha ninguno.
El aislamiento sísmico es una técnica que trabaja en el punto de contacto del edificio y el terreno colocando aisladores que -a grandes rasgos- amortiguan la vibración que le llega al edificio a través de las ondas sísmicas. Este tipo de apoyos no encarecen demasiado un presupuesto de un edificio publico como un hospital o un colegio, y aseguran una mejor respuesta ante un terremoto. Existen estudios de viabilidad que concluyen que en ciertas zonas su aplicación es económica en edificios de hasta 8 plantas.

2. ¿Se sabía?
No se sabía que iba a ocurrir (los sismos, a la fecha, son imposibles de predecir con más de 10 segundos de antelación con un “early warning system”) pero se intuía que podría suceder algo similar si se daban las condiciones. Sin embargo son pocas o ningunas las campañas de concienciación, educación, prevención al respecto.
A diario hay avances científicos y estudios en sismología, etc. Se hace estudios de suelos en los que se determina la velocidad de las ondas S para prever la amplificación del terreno, se caracterizan mejor los sismos “típicos”, se estudian efectos de sitio, vulnerabilidad de edificaciones, evaluaciones frecuentes de infrastructuras (centrales nucleares, presas) y queda mucho por hacer. Aunque sean una tragedia, cada vez que sucede un sismo se obtiene información valiosísima de aplicación al futuro y otros lugares.
En concreto, la zona de Lorca se había estudiado profusamente, probablemente tras el movimiento de Mula de 1999. Existen estudios de suelos y de vulnerabilidad. Una vez estudiado lo sucedido, se podrá comparar y prever lo que pasaría en otros lugares similares.

3. ¿Porqué vive la gente en una zona sísmica?
La vibración del sismo se producen en roca, digamos que por la fractura de rocas. Desde ahí, la vibración se transmite en todas las direcciones pasando por distintos materiales, refractándose, etc. Cuando las ondas pasan por terrenos blandos (arenas, etc) la velocidad de las ondas disminuye, se amplifican y además, se produce una mayor interacción suelo-estructura. Dicho de otra forma, en igualdad de condiciones, un sismo será más fuerte en suelo blando que en roca. Los humanos tradicionalmente nos venimos asentando en terrenos blandos (sedimentarios, riveras) ya que son más fértiles, así como las tierras volcánicas. De ahí que ambas tragedias nos toquen tan de cerca.

4. ¿Porqué a mi sí y a ti no? ¿Todos los destrozos se deben a fallos en la planificación/ ejecución u ocurren también en edificios perfectamente ejecutados?
Ni todos los sismos son iguales ni todos los edificios son iguales. Según los datos que se manejan, este sismo fue muy impulsivo (duró 1.5 segundos) y muy intenso en los períodos entre 0.15s y 0.20s. Esta particularidad hace que sea más “agresivo” con edificios bajos (3-4 plantas) y edificios muy rígidos.

Técnicamente es difícil comparar ya que dos edificios de la misma época muy similares en aspecto pueden ser distintos en cimentación, etc. Entra en juego una casuística muy compleja. Por ejemplo, edificios que han “tenido aluminosis”, vicios ocultos variados. La mayoría de opiniones que se escuchan en la tele son muy osadas.
En concreto en Lorca, en la carretera de Granada, se produjo un colapso en pancake mientras que el edificio contiguo (Mercadona) estaba mucho menos dañado. De estos dos edificios, el que se derrumbó tenía unos pilares cortos en el muro de sótano para salvar la pendiente de la calle que posiblemente fuesen su talón de Aquiles. También vimos edificios dañados por choques entre ellos. Los mapas de daños son siempre curiosos porque alternan edificios muy dañados con edificios intactos. Afortunadamente, hasta la fecha no hemos padecido sismos devastadores en nuestro territorio, por lo que, tranquilamente, es un tema que se ve de pasada en planeamiento, diseño, etc. Se podría haber hecho mejor y habrá que hacerlo mejor.

5. ¿Los edificios nuevos han respondido peor que los antiguos? ¿eran más vulnerables?
Efectivamente en la zona se ha pasado de una tipología de vivienda tradicional muy masiva, de dos plantas, a edificios más altos, de pórticos de hormigón armado, de vigas planas en una sola dirección. Esta tipología concreta, construída mucho en el área mediterránea por su economía, se ha investigado y su respuesta se han estudiado ya que fueron calculados con la norma  PDS74 que subestimaba la demanda sísmica. La vivienda tradicional es también bastante vulnerable y podría haber sucedido al contrario.

6. ¿El doble sismo de Lorca ha sido algo excepcional, ya que el castillo y otras construcciones llevan siglos ilesos, y esta vez han sido dañadas?
Por supuesto  las series de Lorca han sido particulares y especiales. El epicentro fue muy cercano y superficial.
Sin dudar del buen hacer de profesionales, desconozco el estado de conservación del monumento a la fecha del evento. La intemperie, años de abandono, los ciclos frio/calor, etc. van afectando a todos los monumentos. Por otro lado, posiblemente sea este el sismo más fuerte registrado en la zona desde que se construyó el castillo. Los vecinos decían haber visto ondear el suelo.

No hay que olvidar que el patrimonio arquitectónico de las ciudades de gran actividad sísmica ha sufrido muchísimos daños a lo largo de su vida y se encuentran en su mayoría reforzados. La Alhambra ha sido testigo de muchos movimientos y dentro de sus restauraciones mas importantes se han incorporado técnicas de refuerzo estructural tanto en cimentaciones (micropilotados) como en las estructuras de las torres (viga de acero en la torre de Comares).
Esto no quita que se pueda hacer frente y se pueda invertir en proteger nuestro patrimonio. En Italia, las medidas de protección ante los movimientos incluye el aislamiento sísmico de esculturas como el David de Miguel Angel y un amplio catálogo de reacondicionamientos sísmicos del patrimonio.

7. ¿No se suponía que ese terremoto debía llegar dentro de 250 años?
Cuando se habla de la acción sísmica, se hace en términos del período de retorno. Además de los datos instrumentales (todos de este siglo) se usan escritos antiguos, marcas geológicas, etc. para teorizar acerca de los terremotos que sucedieron hace miles de años. Con esta información se obtienen estadísticas que indican que en cierta zona debería suceder un sismo de tamaño “XL”, “L”, “M” o “S” cada cierto tiempo (período de retorno).
En ocasiones resulta engañoso, ya que suena como si los terremotos estuvieran cronometrados y da una falsa sensación de seguridad. Por el contrario, puede suceder que en un mes ocurran todos los sismos que deberían suceder a lo largo de 1000 años.

8. ¿Cual es el objetivo de una norma sismorresistente? o ¿cual debería ser?
La normativa sismorresistente actual tiene por objetivo principal la seguridad de las vidas humanas, ante los daños materiales. Aunque suene frío, cuando se redactan normas y se planifican infraestructuras costosas, se hacen estudios para determinar los riesgos asumibles, y, al menos implícitamente, se acepta que ciertas situaciones quedan fuera de control. Esta norma NCSE es muy similar a otros códigos europeos y usa la misma metodología que el nuevo EC8.
Redactar una norma en la que las vidas humanas y los daños materiales se aseguran totalmente, supondría un encarecimiento de la construcción que nadie entiende que sea efectiva, ni práctica. La tendencia actual (PBEE) es una metología en que se pesan factores como el costo de reparación o las pérdidas por tiempo de baja en los comercios. De esta forma técnicos, ciudadanos, inversores, aseguradores podrán intervenir en el grado de protección que desean para sus edificios y valorarlo económicamente.

9. ¿Cuanto podríamos decir que se han movido los edificios en Lorca?
Una pieza de hormigón armado (pilar o viga) puede permitir una deformación lateral de 1cm (0.5% de su longitud) sin daños. A una deformación del 1% (3cm) se acepta que ese pilar ha colapsado, osea, que ya no resiste nada. Las estructuras deben ser lo suficientemente fuertes como para impedir que las plantas se muevan. De lo contrario fallan primero los elementos frágiles (muros, tabiques, ventanas, techos, alicatados) y después la estructura. Hay signos de que las plantas de algunos edificios se han movido 5-7cm.

Por su parte, las estructuras metálicas son más dúctiles y pueden deformarse mucho más antes de romper. Sin embargo ninguna tipología en sí está a salvo. Como dato, ha habido sismos muy destructores con las estructuras metálicas (Kobe 95) o con los forjados reticulares (México 85).

10. ¿Cuales han sido las principales lesiones que hemos observado en los edificios?
Podemos diferenciar dos grandes grupos de lesiones en los edificios, el grupo mas numeroso afecta a la mayoria de cerramientos y tabiquerias (se estima un 50% del total), y otro con daños severos en la estructura que afortunadamente ha sido minoritario.
La mayoría de los edificios que vimos en Lorca tenían plantas bajas muy altas con pilares muy esbeltos. Esto hace que la planta baja sea muy flexible y al deformarse rompa cerramientos, concentre el daño y suceda una “planta blanda”. Las cosas siempre se rompen por la parte más débil, el resto del edificio queda “bien”.

Los cerramientos en planta baja y primera han sufrido grandes daños, por el movimiento que ha sufrido la estructura, estas lesiones en la mayoría de los casos no entrañan daños estructurales, pero si crean angustia en los usuarios. Los petos de fabrica de ladrillo en edificios de 7 plantas, han sido los episodios mas negros de la catástrofe. Estos petos no estaban atados a la estructura, ni anclados para impedir el desplome completo a la vía pública. Los vemos a diario en nuestras ciudades.

En estructura, destacamos los siguientes problemas observados en  hormigón armado:
-aunque había algunos agotamientos de las cabezas y pies de pilares por flexión, la nota dominante fueron los fallos de cortante (especialmente en pilares cortos). La rotura a cortante es muy frágil, el hormigón rápidamente se disgrega y quedan vistas las armaduras longitudinales, que al no estar confinadas, pandean. En algún edificio reciente, los estribos de pilares estaban a 30cm.
-cuantía escasa de acero, especialmente en estribos, roturas en rampas de escaleras y muros de ascensores.
-incertidumbre en materiales: se veían barras corrugadas de importación, sin marcado, con corrugas en X, hormigones muy disgregados, recubrimientos escasos.
-fallos por adherencia en estructuras armadas con barras lisas.

EL PODER DEL CUARTO PODER (o como la gestión urbana de Bogotá puede cambiar por un artículo oportunamente publicado en un medio influyente)

In AO on marzo 23, 2011 at 12:13 am

La pasada semana Juan Manuel Santos -presidente de Colombia- le dió dado un tironcito de orejas a Samuel Moreno -alcalde de Bogotá- y le instó a que no continúe jodiendo a los bogotanos (con otras palabras) abriendo las calles de la ciudad en nombre de la prometida movilidad que proporcionaría las nuevas obras del Trasmilenio. Al menos se solicita que se espere hasta que no estén terminadas las comenzadas hace mas de dos años y que tienen a la movilidad de esta ciudad en jaque y a los ciudadanos hasta las narices (lease esta expresión como un elegante eufemismo, ya que intuyo que a los rolos este tema les toca mas la parte genital que la nasal).

Se hace necesario un inciso para definir el Transmilenio como un sistema integrado de movilidad para la ciudad de Bogotá, iniciado durante la alcaldía de Peñalosa y que se materiza mediante buses que tienen sus propias vías y funcionan como si del metro se tratase, basado en el modelo de Curitiba en Brasil, que se hizo célebre a principios de los 90 por ofrecer una solcuión a la movilidad y la integración de espacios verdes, ante un desmedido crecimiento urbano. (no obvien el subtitulo “orgullo capital” para comprender todos los parámetros que se mueven en estos desencuentros)

Desde entonces ha habido varias polémicas por el proyecto, desde las (incumplidas) promesas electorales de metro soterrado de Samuel Moreno, a la controversia que produce la intervención en la séptima y la voz de varios colectivos ciudadanos que han conseguido hacer oír sus reivindicaciones.

Lo revelador de la reacción del presidente es que se produce exactamente cinco días después de que se publicase un artículo en “The Economist” (del que se han hecho eco varios medios locales relevantes) que no tienen desperdicio: una ciudad caótica, insegura, catastrófica, con graves problemas de movilidad y una gestión política desastrosa y populista encabezada por el Sr. Moreno, que ha hecho retroceder el desarrollo de la ciudad que se había iniciado durante los mandatos de los ex-alcaldes Peñalosa y Mockus.

Samuel Moreno se defiende (muy bien que hace) diciendo que el artículo es tendencioso y sesgado.

Personalmente me ha congratulado la llamada de atención (aquí me he puesto fina, también podía decir que me ha dado gustillo), pero me genera una profunda perturbación solo preguntarme cómo y por qué ha salido este artículo, qué o quién está detrás de ello y que intereses lo motivaban pues hay claramente un componente político nada ingenuo en el texto.

Esto contrasta con el ranking de The New York Times considerando a Colombia como el segundo mejor destino turístico del mundo, destacando la ciudad de Bogotá, entre otras (según los lectores que han votado). Aparte de lo banalmente mediático de los rankings mundiales (que me parecen una catetada), es inevitable cuestionarse sobre la inocencia de estas recomendaciones (de la que, por supuesto también se hacen reproducen varios medios locales).

Como veo que corro el riesgo de publicar un post en modo “teoría de la conspiración” tengo que decir que no se hace especialmente referencia a The Economist en medios periodísticos independientes como “la silla vacía”, ni “El Tiempo” , ni siquiera lo hace “El Espectador” en el artículo que trata el tema.

Aún así me consta que no soy la única que intuye, entre aterrada y complacida, una potencial relación entre los hechos: está bien que se ponga un poco de sentido común y visión estratégica a la planificación de la ciudad, pero da mucho miedo pensar en el poder el cuarto poder…

El pase de diapositivas requiere JavaScript.


Bogotá y La red de Colectivos en el Pais Semanal

In AO, General, HG on marzo 20, 2011 at 7:52 pm

Artículo en el Pais Semanal del 20 de marzo de 2011 sobre ARQUITECTURAS COLECTIVAS, y referencia a las acciones que se están dando en Bogotá en el marco de Arquitectura Expandida y en coordinación con la red de colectivos.

Versión digital aquí

Descargar la versión impresa en pdf aquí.

Correcciones de Recetas Urbanas aquí. A las que añadimos que faltan algunos créditos a la autoría del proyecto Alaska Parque Comunal en Bogotá: Todo por la Praxis, Arquitectura Expandida, La Creactiva, Habitat Sin fronteras, Ojo al Sancocho y Corporación In Situ.

ARQUITECTURA A TRAVÉS DE LA FOTOGRAFÍA

In AO on marzo 20, 2011 at 1:00 am

Mas que captar bellas y seductoras imágenes de arquitectura contemporánea con un enfoque de fotografía documental de encargo, estaba pensando en los fotógrafos que abordan la arquitectura de una forma más plástica, antropológica y crítica.

Sin dejar de lado el trabajo de fotógrafos documentales como Gervasio Sánchez, Cristina García Rodero, Clemente Bernad o Chema Salvans, en la fotografía documental yo siento cierta predilección por las fotos antiguas, que acaban constituyendo un archivo histórico impresionante de la ciudad. Casi cada urbe tiene su fotógrafo fetiche. Seleccionando las ciudades en las que he vivido, yo me quedo con Paul Beer para Bogotá (impresionante la edición de LaSilueta), Dith Pran para Phom Penh (sobre todo conocido por la película “The Killing Fileds”. Él era el periodista camboyano desaparecido durante el genocidio), Lagaert Brux para Bruxelles (echen un vistazo a la exposición del archivo de la ciudad: “Correspondencias” en la que se comparan entornos urbanos de distintas épocas con el emplazamiento actual), Manuel Torres Molina en Granada o Jean Laurent en Sevilla.

Sin embargo hace ya algunas décadas que una significativa parte de la fotografía gira hacia una interpretación de la realidad. En España este cambio de percepción puede coincidir con la inclusión de profesionales que vienen de otras disciplinas como las ciencias de la información (que se llamaban así en su momento) y las bellas artes.

La revista Photovision (dirigida en un momento por Joan Foncuberta) representa este cambio que se afianzó en España en los años 80, momento en el que se normaliza la fotografía a través de la proliferación de galerías, festivales y programas de formación especifica, mientras se reivindica una visión artística y performática de esta disciplina.

Desde entonces son muchos los fotógrafos que han abordado directa o indirectamente cuestiones vinculadas a la arquitectura, a conflictos y complejidades urbanas, a la ciudad o al habitat, desde un punto de vista interpretativo, incluso materializado en ocasiones con instalaciones de diversa complejidad.

Además la teoría crítica del arte también se ha centrado en los significados de la imágen y, en concreto Jose Luis Brea en: “los estudios visuales: por una epistemología política de la visualidad”, había señalado a la arquitectura como productora de visibilidad y de imaginario material, dotando de esta forma de significado cultural.

En la serie moonlight de Valentin Vallhonrat, la fotografía es una representación de la arquitectura, de la misma forma que la arquitectura monumental es puro consumo de imágenes. Se trata de fotografías de maquetas hiperrealistas de edificios emblemáticos hechas con cámara de placas. Analizar con detenimiento las fotografías es toda una experiencia, cada detalle está pensado y, como en las copias de las obras de arte, se deja la sutil evidencia de un “error” (la Sagrada Familia “real” está rodeada de edificios y en la serie de Vallhonrat tiene un pictórico paisaje alrededor)

Creo que muchos arquitectos conocemos el trabajo de Xavier Ribas por la edición que hizo la revista Quaderns (del colegio de arquitectos de Cataluña) en la edición Hiperurbano, de su serie “los domingos”, en el que se documentaba el potencial dominguero de espacios residuales desde un punto de vista cercano a la antropología

Fontcuberta también ha abordado, de una forma más permormática el potencial de los terrains-vagues, propios de los paisajes post-industriales.

En una versión que contrasta la poesía de las vivencias con la fotografía documental Monserrat Soto aborda de nuevo los espacios y hábitats residuales, desde su serie de invernaderos abandonados, a la que documenta asentamientos informales desde dentro.

Jordi Bernadó trabaja por un lado en una documentación arquitectónica convencional, pero también en potentes interpretaciones de la realidad urbana. Es especial me causa un especial interés su trabajo acercad e una especie de folclore desolador “Welcome to Spaiñ”, los contrastes y conflictos mostrados en “City Word Word” o la intensidad de las series de ciudades como “Berlín”.

Uno de los últimos (y más polémicos) premios nacionales de fotografía, Bleda y Rosa , trabajan con la delicadeza que les caracteriza, la arquitectura desde el punto de vista de la memoria y la historia. Son fotografías que casi podrían ser producciones pictóricas agrupadas en cuatro líneas: estancias, memoriales, corporaciones y tipologías.

Esto es solo un pequeño referente limitado por la producción de algunos fotógrafos españoles contemporáneos reconocidos. Pero hay mucha gente abordando estas temáticas con un enfoque muy interesante, a veces más documental, otras veces más artístico, que le incitan a una a redescubrir, revisitar, reinterpretar algunos temas que habíamos dado por “evaluados” en el subconsciente de referencias proyectuales.

Como no solo los premios nacionales de fotografía hacen interesantes investigaciones e interpretaciones de la realidad urbana, yo aprovecho para hacer referencia al trabajo de Harold Guyaux “Dens(c)i(u)dad” sobre lo genérico de la congestión de los asentamientos informales en varias ciudades de América Latina y de Felipe González en su serie “viviendo en el contenedor” sobre los urbanismos desoladores que se conforman en torno a las extracciones petroleras en Colombia.

El pase de diapositivas requiere JavaScript.


MINIFRICCIONES

In AO on marzo 11, 2011 at 5:26 am

Con minifricciones me refiero a insignificantes desaveniencias. Aunque a nadie que tenga un básico sentido común le cabría la menor duda que sería mucho mas divertido relacionarlo con pequeños roces que una pudiese abordar durante el proceso de cortejo, como si de bluejeanear se tratase.

[*Nota! :”Buyinear” en su transcripción fonética. Siempre me parecerá un sublime concepto colombiano basado en el roce de los vaqueros de dos personas que se gustan, independientemente del género, mientras bailan algún ritmo caribeño (mi amol!)]

¡Uish! ¡Mi cabeza entró en divagaciones con los rozamientos hasta tal punto que creo que me entró calor en el hostil contexto climático bogotano! ¡Reconduzcamos esto! Estaba intentando introducir lo de las pequeñas discrepancias con otros profesionales.

Generalmente tienen formación en la misma disciplina que yo (o arquitectos o bellos artistas. Rara vez pensadores o filólogos), dato que a priori hace suponer que existe un potencial punto en común, pero una no sabe como que a la hora de la verdad es como si viviésemos en contextos espacio-temporales distintos (pero en plan galaxia lejana con un par de siglos de diferencia).

Contextualicemos: que la formación universitaria vs. el panorama laboral posterior genera frustraciones no es ninguna novedad: no son pocos los que terminan la carrera y se tiran ilusionados a la piscina vacía de los estudios de arquitectura reconocidos y/o al “pan pa hoy y hambre pa mañana” de los concursos. Son opciones válidas todas ellas y me encanta el entusiasmo que las genera.

Sin embargo, esta cándida motivación veinteañera, no despierta tanta ternura pasando unos años: Cuando el sujeto de estudio en cuestión recién superó los treinta, ha ganado algún consurso, da clases en alguna universidad (generalmente como asistente) y, no solo siente que ha triunfado, también siente la necesidad de transmitirlo acompañando cualquier cerveza con discursos pseudo eruditos, llenos de referencias (a deux balles).

El sujeto de análisis debería saber que:

1. La mayoría de las referencias que cita tienen que ver con la temática del último consurso u obra que está siguiendo (puesto que difícilmente se tiene tiempo en la vida para otra cosa): “!noooo, no es erudicióoooon, lo que usted tiene, se llama obsesión”
2. Habría que recomendarle mas cervezas con los amigos del instituto (que no mostrarán ciega admiración por lo que hace)
3. Un buena opción sería mirar un poquito ahí afuera para darse cuenta que el mundo es muy grande y que, total, ser el mas guapo del instituto de tu pueblo (eufemismo del que la tiene mas grande) tampoco quiere decir gran cosa.

¡Que complicada la gestión de los egos!

Como esto puede sonar despechado y no es el caso (al menos conscientemente) me gustaría decir que se trata de insignificantes fricciones, porque para indignarse con estas cosas hay que ser un pelín neurótica y yo prefiero abordar estas cosas alegremente.

De hecho, en un capotazo sin precedentes abogo por, antes de las minifricciones, acercarse al trepidante y vertiginoso mundo de las minificciones. Es impresionante la intensidad y calidad literaria de trabajos que no exceden una frase. Pongo como ejemplo el trabajo de Fernando Valls (además de los microrelatos me alucina la actividad del blog y los post dedicado a Bogotá: las ediciones 1 y 2 de “entre cáncer y capricornio”)

Si ustedes sienten que son grandes oradores pueden convertirse con relativa facilidad en impostores teóricos de la arquitectura, pero si son hombres o mujeres de pocas palabras no se inquieten, no están necesariamente abocados a la mediocridad, aún pueden triunfar en este concurso de twitteratura.

De momento, y a la espera del ansiado éxito, ¡salgamos este viernes a bluejeanear!

Architects can make you puke rainbows

In LM on marzo 3, 2011 at 4:50 pm

PENSANDO DESDE AMÉRICA LATINA (Transcripción de un chat dominguero con E-121)

In AO, E-121 on febrero 27, 2011 at 7:48 pm

AO: ¿Crees que pensar desde América Latina tiene una especificidad respecto a pensar desde Europa? ¿Crees que el contexto latinoamericano fomenta menos radicalidad respecto a la hegemonía de discursos?

Enviado a la(s) 11:37 del domingo

AO: No sé si el pensamiento (atístico) en Madrid (por ejemplo) es impositivamente abierto, colectivo, emergente y experimental. Lo cual intimida, y dificulta una evolución o reinterpretación de conceptos. Es como si, el hecho de que todo estuviese mas ordenado fomente estructuras muy piramidales, aunque los discursos digan lo contrario. Y aquí, sin embargo todo sea mas rizomático, mas tentacular, menos ordenado.
Enviado a la(s) 11:42 del domingo

AO: No tanto en las instituciones culturales (eso es más dificil, porque son como fábricas de generar prestigio de forma muy conservadora) sino en pensamientos emergentes (que rabia me da esa palabra!)
Y el caso es que esta informalidad de pensamiento da legitimidad a los acontecimientos, y a lo mejor este es uno de las potencialidades de América Latina.
Enviado a la(s) 11:57 del domingo

E-121: aqui la organizacion del arte no es tan jerarquica, es mas porosa, mas desordenada de manera inconsciente. No solo en el discurso. En Madrid el arte es estructural, se maneja por estructuras de poder muy fuertes. Lo rizomático forma parte del discurso. Incluso una convocatoria para jóvenes como generaciones de Caja Madrid es asi. No sé si es un forma de pensar especifica  de America Latina porque Quito era bastante mas jerárquico incluso en el arte “emergente”.
Enviado a la(s) 12:03 del domingo

AO: Pensar desde Bogotá o pensar desde Colombia.
Enviado a la(s) 12:03 del domingo

E-121: Si, intuyo que los colombianos funcionan creativamente desde el desorden y unas estructuras mas blandas.
Enviado a la(s) 12:03 del domingo

AO: Te refieres a unos límites mas difusos entre instituciones (que sé yo, académicas, museísticas, alternativas…)?
Enviado a la(s) 12:04 del domingo

E-121: El papel del critico, por ejemplo, es mas laxo. Si, en España un critico de arte es una institucion cerrada. Aquí los artistas jovenes “dialogan” y conocen a los criticos mas importantes como Ospina,  Jaime Iregui o Catalina Vaughan.
Eso en España es dificilísimo. Aquí un artista joven puede exponer en la galeria Santa Fé del planetario si se lo curra, que es como el referente en espacio expositivo. Me cuesta imaginar lo mismo en España.
Eso hace que las estructuras, los intercambios sean mas permeables. Hay unidirecciones, pero tb muchas bidirecciones
¿Estas preparando un post?
Enviado a la(s) 12:07 del domingo

AO: puestos así habrá muchas multidirecciones
Enviado a la(s) 12:07 del domingo

E-121: Si, mas bien multidirecciones
Enviado a la(s) 12:07 del domingo

AO: mmm, no sé, estaba pensando… Pero de pronto me dan ganas de hacer un post con el chat.
Enviado a la(s) 12:07 del domingo

E-121: es un tema muy interesante.
Enviado a la(s) 12:07 del domingo

AO: (un poco pretencioso, no?)
Enviado a la(s) 12:09 del domingo

E-121: Y es algo que a mi me fascina de acá. Si, puede ser algo peligroso. Es un post para escribir y dejar reposar antes de publicar.
Enviado a la(s) 12:09 del domingo

AO: Ahora pues: supongamos que aceptamos esto como una realidad. ¿Cees que está consensuado? Es decir, que ¿se tiene consciencia de este potencial de intercambios?
Enviado a la(s) 12:11 del domingo

E-121: No, no esta consensuado. Es inconsciente. Es una manera de operar que creo desde luego no esta pensada.
De hecho utilizan discursos foraneos sobre rizomas cuando ellos ya actuan rizomaticamente!
No siento que sea premeditado.
Enviado a la(s) 12:12 del domingo

AO: Y crees que nosotras lo intuimos de forma mas clara por venir de fuera (y por tanto tener otros referentes y estar habituadas a otros funcionamientos)
Enviado a la(s) 12:13 del domingo

E-121: si, creo que si
es como este tipo de organizacions/desorganizaciones alucinantes e intuitivas
Enviado a la(s) 12:14 del domingo

Enviado a la(s) 12:17 del domingo

AO: solo el inicio ya me parece interesante. La crítica a tratar la falta de tradición de pensamiento latinoamericano como si fuese un axioma. Bueno, no sé, se me vuelve complicado.
Enviado a la(s) 12:18 del domingo

E-121: Estoy empezando a leerlo y es una constatacion/pregunta muy interesante o real. No se…el tema da para mucho, un debate en el trabajo. Pero si que siento lo mismo que tú. Hay un modus operandi diferente, naturalemente rizomatico, que aborda la complejidad no desde la jerarquia sino desde lo fluido. Y ahi se sienten comodos.
Enviado a la(s) 12:21 del domingo

AO: la verdad es que estaba viendo una conferencia de Jarauta por internet en el Medialab Prado y, sobre todo los comentarios y el debate al final me ha chocado un poco. (estaré colombianizándome y el caso es que me encanta que me haya chocado de alguna forma)
Enviado a la(s) 12:22 del domingo

E-121: enviame el link please
Enviado a la(s) 12:22 del domingo

Enviado a la(s) 12:24 del domingo

(…) La verdad es que a partir de ahí la conversación entre E-121 y una servidora, empieza a tornarse a cuestiones personales que van desde el odio arraigado a los funcionarios de las empresas de internet que no van a hacer las visitas agendadas, a la avanlancha de dificultades gastro-intestinales que nos abordan. Unos fragmentos pocos elegantes nos hicieron decidir que no era pertinente hacerlo público.

Transcribirlo literalmente (corrigiendo únicamente las muchas faltas de ortografía y dislepsias) es sólo porque nos parecía mas intuitivo y cercano que un texto que se quiera presentar como un manifiesto.

No sobra decir que esta conversación viene después de que tuviésemos la convicción de que la segregación, jerarquización y burocracia dificultan en este pais el fluir de propuestas interesantes.  Sin embargo finalmente nos parece mas aproximada la afirmación de que “aquí todo es dificil pero nada es imposible”.

Solo quiero añadir el bonus que E-121 ofrece al final del chat (cosa de quitarle densidad al asunto):

UN OASIS EN EL OASIS

In AO on febrero 20, 2011 at 5:10 pm

Lo primero es que como no tengo ninguna intención de hacer una nota de prensa de cubrimiento de lo que os voy a contar, va a haber muchas opiniones y subjetividades en el post, así que me disculpo de antemano por la parcialidad y por lo limitado que tengan mis puntos de vista.

Digo esto porque la intervención de mejoramiento de espacio público en la que tuve oportunidad de participar la semana pasada tiene un largo bagaje detrás y una fuerte complejidad de todas sus variables como para ser tan alegre de pensar que ir dos días a poner tornillos le hacen a una participar del desarrollo de una comunidad. (un poquito de autocrítica es muy sana)

Al lío. El oasis es una comunidad de desplazados en Bogotá que se encuentra entre la localidad de Ciudad Bolívar y de Soacha, por lo que nadie se hace cargo política y económicamente del asentamiento y de las personas. La mayor parte de la población es afrodescendiente y acabaron en Bogotá a causa del desplazamiento forzado desde el Chocó: región del pacífico de Colombia, la mas pobre de los departamentos, con un porcentaje de población negra y con carencias en desarrollo en muchos aspectos. (aquí pega “De donde vengo yo” )

De lo que sí tienen y les sobra es de riqueza cultural en lo musical. Muestra de ello es el libro-disco “Cantos de desarraigo” de Adriana Molano, del año 2009, que busca detectar, reconocer y visibilizar este patrimonio con el apoyo de bandas colombianas de prestigio como “Choc Quib Town. ” o “La mojarra eléctrica”.

Hace como un año Kinowo producciones tuvo la intuición de que el disco merecía de un documental y tras un viaje de reconocimiento se vinieron a Colombia desde diciembre a febrero para grabar en escenarios de Tumaco, del Cauca, del Chocó y de Bogotá. Así es como cayeron en el Oasis donde se implicaron personalmente de forma especial y, entre muchas de las carencias que tenían, se detectaron la de un lugar para que los niños pudiesen jugar. Y esta es la vía por la cual acabaron contactando al colectivo LaCreactiva.

Los medios eran precarios, como la mayor parte de las veces en estos casos, y el tiempo que cada uno le podía dedicar era bastante limitado. Aún así la creactiva consiguió coordinar a comunidad y kinowo para conseguir materiales y recursos, y a colaboradores para hacer el diseño y ejecución de la intervención.

Esto es lo que nos permitó pasar un par de días montando los bancos y juegos infantiles. Voilà la documentación gráfica que da testimonio del éxito de la intervención. En especial la foto en la que hay 300 niños colgados, cual experimento de estructura sismorresistente.

El pase de diapositivas requiere JavaScript.

+info gráfica en el facebook de Harold

¿UNA ARQUITECTURA NEOVICTORIANA?

In AO on febrero 17, 2011 at 12:36 am

A propósito del anterior post sobre el nuevo victorianismo, me despertaba curiosidad la posible relación entre esta (supuesta) tendencia social y las del mundo del arte.

Precisamente la pasada semana he tenido oportunidad de compartir conversaciones y cena con Francisco Jarauta (al que por supuestísimo le dedicaré un post) y en una de sus conferencias evidenciaba un cambio hacia el compromiso social y político del arte desde los años 90 referenciándose en bienales, documentas, etc.: Documenta IX del 92, “Who is who in art?”; Bienal de Venecia del 93 “Nomadismos”; Bienal de Venecia del 96: “Identidades”; hasta la Documenta X: “Poética/Política

Si nos centramos en las Bienales de Arquitectura se observa una dinámica parecida (solo que con unos años de retraso) culminada en la bienal del 2000 comisariada por Maximiliano Furksas “Mas ética, menos estética”. En las ediciones recientes la última Bienal de Venecia’10 tenía como tema curatorial: “People meets in architecture” y en las Iberoamericanas destacan: “Arquitectura para la integración ciudadana”, de VII BIAU’10 y “Mas por Menos” de la Bienal Latinoamericana de Jóvenes Arquitectos’10.

Con esta lógica, habría que mirar que está pasando actualmente en la bola de cristal de las bienales de arte para predecir una futura tendencia en arquitectura, aunque a veces se trata solo de un título mediático que alberga cualquier tipo de contenidos. A este respecto me parece genial que Carolyn Christov-Bakargiev no haya querido definir un tema curatorial concreto para la próxima documenta13, sino una serie de conceptos (entre lo que se encuentra la obsolescencia de una visión eurocéntrica del arte). La próxima Bienal de Arte de Venecia’11 se denomina “ILLUMInationsy las recientes Bienales de de Berlín’10: “¿Qué está esperando ahí afuera?” , Sydney’10: “La belleza de la distancia: canciones de supervivencia en la era de la precariedady Sao Paulo’10 “Hay siempre un vaso de mar para un hombre navegar”, que se basaba en la noción de que es imposible separar el arte y la política.

Parece que haya una predisposición a mirar y tomar en serio propuestas que no parten necesariamente de los círculos hegemónicos del arte. Una intuye además cierta referenciación territorial a la hora de dividir los nucleos culturales (nations, ahí afuera, visón eurocéntrica del arte, etc.)

Otro de los temas que se está abordando en varios foros es la de la cuestión enquistada y rancia del patrimonio. Teniendo en cuenta que la UNESCO es el único organismo que en algunas zonas del planeta se ocupa de definir el patrimonio y potenciar su protección, parecen bastante lógicas las críticas del modelo obsoleto y estático, que no permite una adecuación y evolución paralela a la de la sociedad (política, cultura, economía, etc.).

Pero aparte de estos teóricos (y cuestionables) referentes ¿Hay algún indicio de cambio de tendencia en la arquitectura? ¿Algo que se aproxime a tendencias conservadoras “ni excesivamente pragmáticas, ni excesivamente dogmáticas”? Uish! Yo creo que casi todas! Pero ¿de donde sacar referentes? De momento voy a hacer memoria de recientes artículos en medios nacionales que toquen el tema.

Norman Foster acaba de escribir un (aburridísimo y publicado hasta la saciedad) artículo, titulado “el futuro de la arquitectura”, centrándose en la responsabilidad ecológica profesional. Nada nuevo por aquí, nada nuevo por allá. La multinacional de high tech se condimenta con afirmaciones simplistas y casi de mal gusto.

Evaluado más bien en parámetros estéticos y compositivos, hay quién relaciona la “marcha atrás” (como si de un método anticonceptivo poco eficaz se tratase) de Mansilla y Tuñón en el hotel Atrio de Cáceres con una tendencia sobria que acompaña tiempos de crisis, cuando parece que solo fué el fruto de una presión ciudadana que llegó hasta las esferas políticas.

Si una se pone a mirar resultados recientes de concursos hay de todo. Los grandes proyectos se materializan en grandilocuentes propuestas y dentro de las arquitecturas mas locales no hay una linea clara que marque tendencia. O al menos no una linea nueva. Con no mucho esfuerzo una puede detectar tendencias conceptuales muy ecosóficas y tendencias estéticas heredadas de la historia reciente de la arquitectura (racionalismo, neoplasticismo, organicismo, regionalismo, utopías de los años60, high tech y posmodernismo ochenteros, minimalismo, deconstructivismo,etc.). En definitiva es curioso encontrar estéticas diversas y heredadas de movimientos pasados, argumentadas todas bajo parámetros muy similares (y muy sociales-políticos-ecológicos).

En definitiva no sé evaluar esto, y seguramente el reduccionismo con el que he abordado esta reflexión no me ha ayudado demasiado. Me tocará ser mas observadora o esperar a la próxima versión Fresh de Cantis (que me encanta siempre pero, a excepción en la primera edición, no me ha revelado nada demasiado innovador) para ver si estará dedicada a jóvenes que tengan en su curriculum edificios (construidos por supuesto, nada de diagramas alegres) austeros, compositivamente armoniosos y que hablen de sus texturas.

ALASKA AL DESNUDO

In AO, HG on febrero 4, 2011 at 11:36 pm

Alaska Parque Comunal es un proyecto colectivo de Arquitectura Expandida, Corporación In Situ, Habitat Sin Fronteras, La Creactiva, Ojo al Sancocho, Todo por la Praxis y la Comunidad de Alaska. Este espacio lleva más de 10 años construido y desde entonces no ha tenido ningún mantenimiento debido al abandono que sufre el barrio por parte de las administraciones. Este proyecto tiene el objetivo por un lado de recuperar el parque y, por el otro, de concienciar a la comunidad de su capacidad de autogestión colectiva para construir y recuperar los espacios comunitarios.

No solo el proceso social se desarrolló en torno a protocolos sostenibles. La construcción se basó mayoritariamente en la recuperación y el reciclaje de materiales, logrando reducir significativamente los costes y el impacto ambiental.”

Tenemos la intuición de que estos proyectos se presentan en muchas ocasiones como un recorrido de imágenes seductoras, dejando de lado los aspectos logísticos y comunitarios del proyecto. Es por ello que nos disponemos a presentar el storyboard de la intervención de la forma más honesta e imparcial que la subjetividad de haber formado parte del proyecto nos pueda permitir.

Como parte del programa del Segundo Encuentro de Arquitectura Expandida (Bogotá, 22-25 de noviembre2010) el colectivo La Creactiva organizó, con el apoyo de Plataforma Social Usme, un recorrido por la localidad de Usme en el que se destacaron varias situaciones urbanas conflictivas que la Plataforma y las Juntas de Acción Comunal ya habían detectado. Entre ellas se encontraba la del abandono y deterioro del parque de la comunidad de Alaska. De todas las situaciones esta se consideró la mas apropiada para intervenir porque la escala y las posibilidades se correspondían con lo limitado del tiempo y de los recursos económicos con los que se contaba.

Durante los días 25, 26 y 27 se procedió al diseño de la intervención por parte de de los colectivos Todo por la Praxis, La Creactiva, Habitat sin Fronteras, Ojo al Sancocho y Arquitectura Expandida. El proyecto se basaba en la limpieza del espacio, la contención de tierras para evitar deslizamientos, la recuperación de materiales de desecho como llantas viejas y escombro de las ladrilleras locales, y la implementación de una imagen gráfica genuina que representase al barrio y a esta asociación temporal de colectivos.

El domingo 28 de noviembre se hizo una reunión en la casa comunal del barrio Alaska, de la localidad de Usme, coordinado por D. Justo (director de la junta de acción comunal de Alaska) para presentar y consultar con los habitantes la propuesta, que tuvo una excelente acogida, uniéndose varias personas a los trabajos, así como algún colectivo más como la “Corporación In Situ” que ya venía trabajando con los niños del barrio.

Cuando volvíamos había un grupo de jóvenes jugando al fútbol (en un lugar poco habilitado para ello, por otro lado) que sentían la necesidad de decirnos algo cuyas palabras exactas no seríamos capaces de reproducir, pero que venían a ser algo así: ¡Ya está bien de venir a mirar siempre. A ver cuando se deciden a hacer algo de una vez! Uno de nosotros se acercó al portavoz de esta recriminación y le propuso un trato: “Nosotros vendremos durante toda esta semana a trabajar en el parque, pero tú también. Esto es cosa de todos”. La cuestión se saldó con un apretón de manos. Jong no solo vino todos los días: sin él algunas de las labores nos habrían resultado poco menos que imposibles.


La implementación se llevó a cabo desde el lunes 29 de noviembre al martes 7 de diciembre, a través de los materiales adquiridos a través del aporte de la Consejería Cultural de la Embajada de España en Colombia: 1.800.000 pesos colombianos, destacando los ítems de la red (malla) (270.900pesos) las pinturas (250.000pesos) los vinilos de impresión y pegatinas (200.000pesos), la adquisición de canecas reutilizadas (100.000pesos) y la ferretería general (300.000pesos).

Hubo adaptaciones del proyecto a la ejecución, como en cualquier obra. Quizás una de las más elocuentes fue la utilización de los escombros de ladrilleras que Don Justo nos consiguió, para mezclar con cemento, estabilizar las llantas y nivelar el suelo. Lo especial de la utilización no radica en la cuestión técnica, sino en la social: las ladrilleras de los barrios del sur de Bogotá que producen degradación medioambiental y segregación urbana, generan “estabilidad estructural” en este proyecto.

Durante todo el proceso hubo muchas experiencias no cuantificables y difícilmente transmitibles con la intensidad con las que las vivimos: la avalancha de vecinos que se presentaron el primer día con sus palas para limpiar el terreno, las decenas de niños ansiosos de colaborar (¡sobre todo pintar! Así que imaginen el panorama), la colaboración puntual de estudiantes y jóvenes profesionales que habían oído hablar del proyecto y no querían perder la posibilidad de poner su granito de arena, los almuerzos que nos preparaba doña Paulina, los tintos (café negro colombiano) que nos preparaba la familia de Adriana, la compañía siempre alegre y dispuesta de Mery “la recicladora”, la colaboración y conversación de Jong “el muelas” y David “el duende”, la disposición y amabilidad de Don Justo y Luz Marina…


El miércoles 8 de diciembre inauguramos el espacio con una barbacoa en la que estuvieron presentes todos los participantes en el proceso. Fue el final, pero también el principio de nuevos proyectos a futuro, como asesoramiento que algunas personas nos pedían en materia de hábitat: gestión del riesgo, ampliaciones de viviendas, etc.

Sabemos que hay puntos cuestionables en este tipo de intervenciones como la sostenibilidad de las propuestas a largo plazo o la evaluación del impacto real que se ha generado. Pero sí estamos seguros de los puntos positivos: aparte de la experiencia personal y técnica (¡que no es poco!) tanto para los colectivos como para la comunidad es un proyecto en el que logramos hacernos cargo, en primera persona, de la gestión urbana, política y social de la ciudad.


Si estais interesados en ver mas fotos del proyecto y de algunos de los protagonistas podeis verlas en la plataforma Citywiki.

**La Consejería Cultural de la Embajada de España en Colombia acompañó, con su apoyo logístico y económico, todo el proceso.

Seguir

Recibe cada nueva publicación en tu buzón de correo electrónico.